Capítulo 1: tierra, de mi maceta. – Laboratorio de Tantra Buenos Aires 1


Un texto poetico y agradecido luego de la primer clase del Laboratorio de Tantra en Buenos Aires en 2010

En una sala con un arte a taller antiguo delicioso, fuimos cada uno poniendo su cartón mientras llegamos.

Cada uno construyendo este primer día,  ladrillo sobre ladrillo segundo sobre segundo, fuimos entrando.

Una horita de charla, qué es el tantra, sexo taoísta, qué es el laboratorio, qué es una clase de tantra, el estado del trance y cosillas sueltas.

Luego pausa y empezamos a trabajar desde la nada, unos acostados y otros volando alrededor, eramos como unos 15. Tres de ellos estaban muy excitados y se la pasaban bardeando cada cosa que pintaba y especialmente lo que yo decía. Era increíble  sabía que no podía decir ninguna pelotudez porque tenía a los diablitos al acecho!!. Todos jugamos, todos bailamos, todos, al menos por un segundo entramos.!!! Yeah!!! misión cumplida!!:

Cuando llegué a casa, mi mamá me pregunto cómo me había ido y yo estaba con una sonrisa de oreja a oreja y le dije que muy bien. Ella me contestó preguntando: ¿Cómo sabés que una clase te fue bien?¿Cuál es el parámetro?…  y me pareció una pregunta muy interesante que nunca me había hecho. Lo que respondí fue que durante las sesiones, intentamos recorrer ese estado de meditación profunda, al menos durante unos minutos.

Yo considero que si en una sesión todos los participantes, han vivido una experiencia así al menos unos minutos, ésta ha sido un éxito.

Hicimos un ejercicio re lindo que tiene que ver con amar a todo lo que tenés alrededor, escuchamos acordeón,  escuchamos violín,  bailamos un rato. Abrazos sonrisas y esto es para toda la vida!!!

Muchas Gracias.

William G Nanio

Laboratorio-Tantra- buenos-aires-Gabriel

Laboratorio-Tantra- buenos-aires-Gabriel

Comentarios

  1. […] (Capítulo 1:”Tierra de mi maseta.) […]